Calefacción de interacumuladores en Teatro Lope de Vega

Calefacción de interacumuladores en Teatro Lope de Vega

Publicada en

El teatro español al igual que el europeo, surge vinculado al culto religioso. La misa, celebración litúrgica central en la religión cristiana, es en sí misma un “drama”, una forma de representar la muerte y resurrección de cristo. Es a través de los clérigos que con su afán didáctico por explicar los misterios de la fe a los fieles que por lo general eran incultos y analfabetos, hacen los primeros diálogos teatrales: los tropos, con los que escenificaban algunas escenas de gran relevancia dentro de la biblia.

Son representaciones que tenían lugar, dentro de las iglesias, en el coro o parte central de la nave, se fueron haciendo cada vez más largas y espectaculares, abriendo un espacio al teatro religioso que fue el teatro medieval por excelencia. Poco a poco se han ido añadiendo elementos profanos y cómicos a este tipo de representaciones que, por algunas razones, terminaron por separarse de la iglesia y comenzaron a ejecutarse en lugares públicos: en los pórticos y los tríos de las plazas, cementerios, iglesias y calles.

El Teatro Lope Vega de Madrid con la última tecnología ha realizado la implementación de equipos de calefacción de interacumuladores para mejorar la climatización de sus instalaciones. El gran éxito de público que está obteniendo el musical El Rey León, ha obligado teatro, donde en la actualidad se representa el popular musical, a aumentar la calefacción de los baños en plena temporada de actuaciones, recurriendo para ello a los interacumuladores.

En concreto, ha sido necesario suplementar la calefacción de todos los anfiteatros como consecuencia de la disminución de la carga térmica, cada vez menor, provocado por la gran cantidad de personas que acuden a diario a este legendario teatro de Madrid. Para este objetivo, los interacumuladores, han sido repartidos por todas las instalaciones en toda su gama comercial, por su flexibilidad, ha sido posible colocarlas en lugares idóneos donde no molestaba, una vez ya ubicadas, se podrá comenzar a disfrutar de los beneficios de esta nueva tecnología.

Las características particulares de estos dispositivos tecnológicos, en cuanto a eficiencia energía y capacidad de trabajo con baja temperatura exterior (incorporan motores de ventilación de última tecnología), las hace las más idóneas para esta instalación. La especial configuración con la que cuenta cada uno de estos interacumuladores permite que la colocación de las unidades interiores no afecte la estética del teatro ya que son imperceptibles al espectador, porque quedan ocultas en la parte superior de las instalaciones. Para las unidades exteriores se ha buscado una ubicación a más de 30 metros, en unas pequeñas terrazas existentes dentro del edificio.

Es tecnología de primera a la que se ha ido adaptando el Teatro Lope de Vega, y se espera que las mejoras continúen, por ahora se realizó la implementación de calefacción a través de los interacumuladores para el agua sanitaria.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *